Columna - El lado charro: César Velasco, el líder de Rancho Santa Fe
 

Rancho Santa Fe de la Asoc. Coyotes de Chiapas
Por Iván Agüero

Chiapas a 18 de Febrero del 2013
azul61van@hotmail.com


El lado charro: César Velasco, el líder de Rancho Santa Fe

+A la charrería llega gracias a su hija Ximena Velasco Cauzor.

+Apoya desinteresadamente a la charrería chiapaneca. 

Tuxtla Gutiérrez, Chiapas. Si alguien ha apoyado la Charrería chiapaneca desinteresadamente es César Velasco, persona que en poco tiempo se ha ganado el respeto, admiración y hasta enemistad en el medio deportivo. 

Su esposa y su hija, siempre los acompañan, lo alientan y apoyan en esta pasión.

Dicen que genio y figura hasta la sepultura, sus acciones y palabras lo han marcado como una persona fuerte, inteligente, analítica, paternalista, sencilla y humilde, con esos y otros valores más ha transcurrido su vida. Velasco Rodas nació el 12 de septiembre de 1958 en la Ciudad de México, hijo de padres comitecos, Roberto Velasco y Martha Rodas. 

Su infancia transcurrió con normalidad hasta la adolescencia; decidió estudiar medicina en la Universidad Metropolitana para tomar la especialidad como Médico Pediatra; la vida lo llevaría a prepararse con mayor empeño por ello realizó una subespecialidad en terapia intensiva en el Centro Médico La Raza. 

Hace dos años y medio por azares del destino, llega a Chiapas para establecer negocios y una vida diferente al lado de su esposa, Leticia Cauzor, sin saber que es en la tierra de sus padres donde se enamoraría del deporte nacional por excelencia. 

Su hija Ximena Velasco es quien lo traslada al mundo de la Charrería; Velasco Cauzor le solicita a su padre de obsequio un caballo, es entonces que con otros padres de familia como Héctor Álvarez, Jesús Gómez, que tienen hijas de edades similares, deciden organizarse para crear una escaramuza infantil, y es así como nace Charra de Chiapas, en el 2011 subcampeonas nacionales y en el 2012 campeonas nacionales en Guanajuato. 

Al conocer la charrería, le tomó mucho amor a la cala de caballo, la cual domina en poco menos de tres años.

Fue así que el gusto por montar se hizo presente y en las tardes acudía al lienzo “Esteban Figueroa Burguete” solo ha eso, a montar, hasta que Héctor Álvarez lo inicia en el mundo de la Charrería; Don Eneas Ocaña, le brinda las primeras clases de cala de caballo, suerte que le apasionaba. 

De a poco se adentró hasta que se inmiscuyó en las Charreadas y fue Capilla de Tuxtla quien lo adoptó; su primera experiencia fuera de tierras chiapanecas fue en un Torneo Regional en Tuxtepec, Oaxaca. 

Después de eso charrear fuera de Chiapas fue una constante, estuvo con Capilla en Yucatán en un evento de Conejos de Kancabchén, después en el Circuito Centro-Sur, Feria de Chalco, Copa Ram, Torneo Conmemorativo, entre otros. 

César Velasco estuvo presente en la toma de protesta de Miguel Ángel Pascual.

Previo a los torneos fuera de casa, Velasco Rodas siguió adentrándose en la suerte de cala de caballo, por lo que tomó cursos con Álvaro Pedrero del equipo de Tamariz y Ricardo Zermeño. 

Las clases redituaron sus frutos puesto que se coronó como campeón en dicha suerte en el Circuito Sureste Muy Mexicano 2012, su puntuación más baja fue de 36; en la Copa Ram registró 32 unidades. 

En Santa Fe promueven la interacción familia, aquí con la familia Borraz y Concha.

Tras cumplir ese proceso, César Velasco inicia una nueva historia con Rancho Santa Fe que pertenece a la Asociación de Charros Coyotes de Chiapas. 

“Junto con mis charros queremos que Santa Fe sea campeón estatal en el 2013, estamos en contactos para participar en el Circuito Excelencia y el Centro Sur nuevamente, en ambos… es la mejor manera de prepararse y de darle mayor fogueo a los charros chiapanecos”, puntualizó el líder de Santa Fe. 

Aunque es un hombre interesado en el crecimiento de su escuadra su apoyo está latente con las niñas de Charras de Chiapas, ha apoyado en infraestructura en el lienzo “Bisael Maza Castellanos” de Coita, así como los de Villaflores y Villacorzo. 

También ha adquirido caballos entrenados para la suerte de cala, mismos que están a la disposición de los charros chiapanecos que así lo requieran. 

Muchos triunfos y derrotas ha vivido con su equipo, Rancho Santa Fe

“Me gusta charrear, se debe charrear por amistad; tenemos rivalidades deportivas, pero acabando la charreada los problemas se deben olvidar… ojalá podamos regresar a los convivios familiares y de amigos, lo social, este deporte es para hacer amigos y estoy dispuesto a hacerlos en cada charreada donde se presenta Santa Fe”, concluyó el médico de profesión y charro de corazón.

Búscanos:
Facebook: Rancho Santa Fe
Twitter: @santafecharros
Correo: santafeprensa@live.com


Ximena, su hija, fue el vínculo para que llegará a la Charrería.


Aquí con su caballo "El Jalisquillo", ahora compite con el denominado "05".

 

Santa Fe con todo en séptima fecha del Circuito de la Capital